1/1/08

Creciente.

Me hundí en tus ojos
de río crecido.
que arrastran lágrimas, cuerpos, follajes
hacia el mar de mi pecho

¿Cómo llega hasta mi este río
nacido de tu dulce manantial?
¿Cómo se vuelve barro
la tierra fértil del poema?
¿Hija de qué viento
es esa nostalgia azul
que bate mis ramas
y desprende el fruto y la flor?

Luna, compañera, inalcanzable compañera,
besarte la pollera he querido, lejana compañera,
hacia la utopía me estiro y al alba te beso:
también tú vienes a dormir en mi pecho

Mujer, lejana dama de poemas y dolor,
vente a soñar en mi pecho de sal,
en los poemas aún dormidos
entre cuerpos, follajes, flor,
luna, frutas maduras, y secas quimeras,

quedate en mi boca, dando voz a mis poemas.

3 comentarios:

Gabriel dijo...

Muy bueno, son muy interesantes tus poemas. Los mostrás en cuentagotas! jeje

Asociación de Poetas Petisos dijo...

es que si la muestra toda humilla!, cheeeeee.

Yo, Victor dijo...

Buenos poemas.